Sun. Jun 16th, 2024
La Aemet alerta de que la primera semana de mayo será más fría y lluviosa de lo normal en la península
La Aemet alerta de que la primera semana de mayo será más fría y lluviosa de lo normal en la península
Varias personas se protegen de la lluvia con paraguas en Madrid. (Carlos Luján / Europa Press)
Varias personas se protegen de la lluvia con paraguas en Madrid. (Carlos Luján / Europa Press)

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) ha avisado de que semana será “más fría de lo normal para la época” en la Península y Baleares. La entrada de mayo también va a estar marcada por la presencia de cielos nubosos. “Será más lluviosa de lo habitual en el tercio occidental peninsular, nordeste y Baleares”, han informado desde el ente público, que ha añadido que “en Canarias, será más cálida y seca de lo habitual”. A pesar de la inestabilidad inicial, conforme avancen los días, subirán progresivamente las temperaturas y las lluvias quedarán acotadas al tercio norte.

Este lunes, en la mitad oriental de la península y en Baleares se espera que continúe la inestabilidad que marcó la última semana, con cielos nubosos o cubiertos, precipitaciones y alguna tormenta ocasional, que pueden ser localmente fuertes en Cataluña y Baleares. En el resto de la Península se esperan intervalos nubosos con posibilidad de algún chubasco débil. En Canarias, se esperan cielos nubosos en el norte de las islas, con probables chubascos débiles, y cielos menos nubosos en el sur. Las temperaturas máximas aumentarán en la mitad oeste peninsular y descenderán en el tercio oriental y las mínimas descenderán en áreas del sureste y Galicia.

Te puede interesar: Así es el día a día de un astronauta en el espacio: “Nos piden que les enviemos salsa Tabasco porque la comida allí pierde sabor”

El martes, la Aemet espera que continúe la inestabilidad al principio, con cielos cubiertos y chubascos, e incluso con tormenta. La entrada de un frente atlántico afectará a la mitad oeste peninsular, con aumento de la nubosidad desde el oeste, y precipitaciones que empezando por Galicia se irán extendiendo al resto de la mitad norte peninsular. Los cielos menos nubosos corresponderán al extremo sureste peninsular. En Canarias, se esperan intervalos nubosos en el norte de las islas, con posibilidad de alguna lluvia débil, y cielos menos nubosos en el sur. Las temperaturas máximas descenderán en el tercio occidental peninsular y ascenderán en la mitad oriental, de forma notable en zonas del noreste. Las mínimas aumentarán en el noroeste y descenderán en el noreste.

El miércoles, festivo nacional por el Día del Trabajo, la península estará bajo la influencia de bajas presiones atlánticas y el paso de frentes que dejarán precipitaciones intermitentes y casi generalizadas, salvo en Baleares. En amplias zonas irán acompañadas de tormenta, especialmente en el noroeste y en el arco mediterráneo. En Canarias, se esperan cielos nubosos y precipitaciones débiles y dispersas en el norte e interiores de las montañosas. Las temperaturas aumentarán en la fachada este peninsular y en los dos archipiélagos, y bajarán en la Meseta, Cantábrico y alto Ebro.

Una persona fotografía el mar embravecido, mientras el viento mueve la melena a su acompañante. (M. Dylan / Europa Press)
Una persona fotografía el mar embravecido, mientras el viento mueve la melena a su acompañante. (M. Dylan / Europa Press)

El jueves, que también es festivo en la capital por el día de la comunidad, empezará a cambiar la meteorología. La península seguirá bajo la influencia de bajas presiones atlánticas, pero se pasará a una situación más estable. Al principio del día son probables precipitaciones débiles y dispersas en la mitad oriental peninsular y en Baleares. Son probables precipitaciones en amplias zonas de la mitad norte peninsular, ocasionalmente acompañadas de tormenta. Se acumularán mayores cantidades de precipitación en los extremos noroeste y nordeste. Las temperaturas máximas descenderán en la mitad sudeste peninsular y en Baleares, ascendiendo ligeramente en el noroeste peninsular y sin cambios en el resto. Predominarán los descensos de las mínimas salvo en los litorales del noroeste donde aumentarán ligeramente.

El viernes, aunque con incertidumbre, la Aemet prevé nubosidad de evolución diurna en la península y Baleares, con probables precipitaciones en los tercios noroeste y norte, más abundantes en Galicia y Cantábrico. En Canarias se esperan intervalos de nubes en el norte de las islas más montañosas, sin descartar alguna precipitación débil. Las temperaturas aumentarán en la península y Baleares y descenderán en Canarias. De hecho, las heladas perderán extensión, y solo se darán en los principales sistemas de montaña de la mitad norte, esperándose más intensas en Pirineos.

Te puede interesar: Higinio, el pollero que vende a los estrellas Michelin: “El que quiere comprar barato ya va al súper, al mercado vas buscando calidad”

El fin de semana estará pasado por agua

Para el sábado, la agencia meteorológica espera que la península esté sometida a las bajas presiones del Atlántico, manteniéndose la posibilidad de evolución hacia una condición más estable. Se pronostican lluvias en el norte, siendo más intensas en el Cantábrico oriental y los Pirineos, y no se descarta su presencia, de manera más esporádica, en áreas más al sur o en las Islas Baleares. En Canarias, se prevén periodos de nubosidad en el norte de las islas de mayor relieve, con la posibilidad de alguna lluvia ligera. Las temperaturas experimentarán un aumento, mientras que las heladas se reducirán, presentándose principalmente en las cordilleras del norte, con mayor intensidad en los Pirineos.

Para el domingo, aun con un alto grado de incertidumbre y varias opciones sobre la mesa, la Aemet señala que es probable que la península continúe bajo la influencia de las bajas presiones atlánticas, aunque con una tendencia gradual hacia una situación más estable. Las precipitaciones estarían limitadas al norte peninsular, con volúmenes menores. Aunque no se excluye su aparición en otras áreas y en las islas Baleares, no se esperan en el tercio sur. Galicia y el Cantábrico podrían registrar acumulaciones significativas. Se anticipan nevadas en los Pirineos al comienzo. Las temperaturas se elevarán en toda la nación, especialmente en el interior de la Península. Las heladas disminuirán, quedando confinadas a los Pirineos hacia el final del periodo. Los vientos serán generalmente débiles, con una dominancia de las direcciones norte y oeste, pero sin una pauta definida.

By magazineturisticodigital.com.ar

TURISMO DE ARGENTINA Y EL MUNDO